Mucho se ha hablado estos dias de realizar entre la clase política argentina un pacto similar al de La Moncloa en España. Personalmente no creo que sea posible, no que hagan un trato, sino que lo respeten.Tenemos ya vigente un pacto para todos los argentinos que se llama Constitucion Nacional.

Pero si de pactos nuevos se trata, este debería, según Roberto Cachanosky, centrarse en los siguientes puntos:

1) Responsabilidad fiscal
2) Disciplina monetaria
3) Respeto por las reglas de juego

Y desarrolla la idea.

"En lo que hace a la responsabilidad fiscal hay tres puntos a considerar. Uno es el equilibrio fiscal y, los otros dos, son las condiciones de ese equilibrio fiscal. Una condición es tener un gasto público bajo y eficiente, entendiendo por tal que el Estado solo debe incurrir en aquellos gastos que hacen a sus funciones específicas que consisten en hacer respetar el derecho a la vida, la propiedad y la libertad de las personas. La segunda condición consiste en cubrir esos gastos con recursos impositivos derivados de un sistema tributario sencillo de pagar y no distorsivo. En ese acuerdo el impuesto al cheque o los derechos de importación no tendrían cabida, lo mismo que el impuesto a las ganancias que podría ser reemplazado por un flat tax.

La disciplina monetaria implica que el Banco Central no podrá emitir moneda para financiar al tesoro, para regular el mercado de cambios o asistir al sistema financiero. Su misión se limitará a defender el valor del peso, pero debería haber libertad para que la gente formule sus contratos en la moneda que desea.

El respeto por las reglas de juego quiere decir que el Estado no cambiará los dos puntos anteriores y, además, respetará la propiedad privada. Y cuando digo respetar la propiedad privada significa que no solo no puede confiscarla, sino que además los funcionarios tampoco podrán prohibir exportaciones o importaciones, regular precios u otro tipo de normas que condicionen la propiedad privada. Porque es bueno recordar que la propiedad privada no implica solamente que en los papeles figure a mi nombre un determinado activo, sino que, además, implica que nadie puede venir a decirme cómo utilizarla. Y si hago algo que afecte los derechos de terceros, para eso esta la justicia que evaluará si mi comportamiento afectó los derechos de otros."

Anuncios